Covid: por qué hubo alerta oficial para apurar la vacunación y cierran la sede de Tecnópolis – Clarín

EXCLUSIVO SUSCRIPTORES

En la Provincia aseguran que la posta sanitaria será trasladada, aunque aún no se informó a qué lugar. Cuáles son los municipios con menor oferta de vacunatorios.

Este miércoles 30 de noviembre se anuncia oficialmente como el último día que funcionará el vacunatorio contra el Covid de Tecnópolis, ubicado en Villa Martelli. Así consta en el sitio web del predio. Según fuentes de la Provincia, en cambio, “estará operativo hasta los primeros días de diciembre”.

El cierre resulta llamativo por el momento en que ocurre: apenas dos días después de que los ministros de todo el país que integran el Consejo Federal de Salud (Cofesa) hicieran un llamado público, ante la suba de casos, para que la población se aplique las dosis pendientes.

El hecho es que de consolidarse una nueva ola de Covid sorprendería a buena parte de la población con un déficit inmunitario producto de haber completado su primer esquema vacunal hace ya más tiempo del conveniente para contar con un nivel robusto de anticuerpos neutralizantes.

En este contexto aparece el cierre de la sede de Tecnópolis. Fuentes del Ministerio de Salud bonaerense explicaron a Clarín que el lugar “se necesita para la temporada”. Y que en realidad el vacunatorio será trasladado, aunque aún no habían podido confirmar adónde. En el sitio web de Tecnópolis dice que el predio, en su versión paseo, volverá a abrir las puertas en febrero de 2023.

La baja de Tecnópolis como centro de vacunación parece haberse planificado en un contexto en el que la demanda de dosis había caído considerablemente. Las magras cifras del Monitor Público de Vacunación eran reflejo de ese escenario. Clarín dio cuenta de la situación en una nota publicada a fines de septiembre: prácticamente había más empleados atendiendo que gente vacunándose.


La aplicación de una vacuna en Tecnópolis, en septiembre de 2021. Foto: EFE

La reducción de la demanda de dosis fue generalizada en el país a partir del descenso de los casos de Covid, comportamiento que no reparó en que si había existido una mejora de la situación sanitaria había sido precisamente, y en gran parte, por las vacunas.

Devino entonces la sensación equivocada de que «ya no hacía falta” vacunarse. De hecho, la Ciudad también decidió reducir la cantidad de postas de vacunación a partir de la menor afluencia de público, y hasta habilitó la posiblidad de concurrir sin turno previo.

En los últimos tres meses fueron aplicadas en Argentina 1.340.073 vacunas, lo que significa un promedio de apenas 14.889 por día. Pero ahora esa tendencia deficitaria podría empezar a cambiar.

Tras la reunión del Cofesa y ante la suba de casos de Covid, el Gobierno parece querer volver a tomar la iniciativa a fin de que la población gane otra vez en inmunidad. El tema es que esta intención renovada corre el riesgo de ir a contrapelo del saldo “post pandemia” de la oferta instalada.

El municipio de Vicente López, sin la opción de Tecnópolis y hasta que se confirme dónde se muda, quedaría con una sola posta de vacunación para adultos: la sede del PAMI de Avenida Maipú 2124. En la zona hay otras cuatro sedes pero sólo para dosis pediátricas que abarcan a chicos de 6 meses a 2 años inclusive.

En la época de mayor esplendor del vacunatorio, el público podía oír música en vivo. Foto: Andres D'Elia

En la época de mayor esplendor del vacunatorio, el público podía oír música en vivo. Foto: Andres D’Elia

En otros municipios bonaerenses la oferta de vacunatorios también es escasa. Por ejemplo, Berisso, Quilmes, Brandsen, San Fernando, Ituzaingó y Zárate aparecen en el sitio oficial del Gobierno bonaerense entre los que cuentan con un solo vacunatorio para adultos.

El caso de Tecnópolis es emblemático, dada la estrecha conexión que el parque temático ha tenido con la pandemia casi desde el comienzo de la emergencia sanitaria, a través de un recorrido dividido en dos etapas. La primera como centro de aislamiento y la segunda como vacunatorio.

El 4 de abril de 2021 comenzó a funcionar allí el vacunatorio, tras el cierre del Parque Sanitario Tecnópolis, que había estado activo entre junio y diciembre de 2020. Durante los meses que permaneció habilitado, el centro de aislamiento atendió a unos 1.300 bonaerenses con cuadros leves de Covid.

La iniciativa fue organizada y monitoreada en conjunto por el Ministerio de Salud de la Provincia de Buenos Aires, el Ministerio de Cultura de la Nación y la Cruz Roja Argentina. Fue difícil lograr que la gente aceptara aislarse en este centro, al punto que la Gobernación ofreció pagarles 500 pesos por día a aquellos que se internaran.

Ahora que la curva de casos de Covid vuelve a subir, resulta clave que la población tenga un acceso fluido a las vacunas. Dosis, según el Gobierno nacional, hay suficientes para inocular a todos los que las reclamen, siempre que hayan transcurrido cuatro meses de aplicado el último pinchazo.

Según el propio Monitor de Vacunación, hasta este martes había un stock de 7.882.282 dosis que habían sido distribuidas en las provincias y aún no habían tenido destinatario.

Sin embargo, si se concretara la buena noticia de que todos los argentinos a los que les falta la tercera o cuarta dosis quieran aplicársela, se necesitaría un total de 52 millones de vacunas. Esto, sin contabilizar la eventual demanda de quintas dosis producto de la nueva convocatoria ya habilitada: hasta ahora, por el tercer refuerzo han acudido sólo 208.312 personas en todo el país.

PS

Mirá también